Sin categoría

EL OSCURO PODER DETRÁS DEL PODER

Cristián Larroulet, el hombre de las decisiones

El verdadero poder detrás del poder lo constituye Cristián Larroulet, quien es el jefe del equipo de asesores en La Moneda, el famoso “segundo piso”, y se encarga de conducir las acciones comunicacionales del Presidente y la de sus Ministros. Su oficina está ubicada al lado de la puerta de Piñera, ambos mirando Teatinos con Moneda.

Al llegar a palacio, Larroulet se impuso para sí y para su equipo una dura regla: la de mantener un bajo perfil; esto llega a tal extremo que en Palacio se le ve muy poco y la prensa sabe de antemano que no da entrevistas. “Nosotros trabajamos para que él (Piñera) se luzca” habría dicho al llegar a su cargo.

Director del think tank predilecto de la derecha, el Instituto Libertad y Desarrollo (LyD) y fundador de la UDD (Universidad del Desarrollo), Larroulet ha pasado incólume los peores momentos de la gestión de Piñera contando siempre con el total respaldo del Presidente, quien lo considera (de acuerdo a la versión de según cercanos) “criterioso e inteligente”.

Al hacer un poco de historia podemos encontrar que cursando la carrera de ingeniería comercial en la PUC, Larroulet se hizo cercano de Joaquín Lavín y Jaime Guzmán. Posterior al golpe llegaba a la presidencia de la FEUC, escogido por el centro de alumnos designados por Augusto Pinochet. En 1977 partía a estudiar a Chicago, la cuna del neoliberalismo.

Cristián Larroulet junto a Álvaro Corbalán, temido integrante de la CNI y que actualmente cumple pena de presidio en el penal Punta Peuco.

Ambos, Piñera y Larroulet, se conocieron trabajando en la campaña presidencial de Hernán Büchi en 1989 y fue el mismo Larroulet quien recomendó a Piñera por “su abierta crítica al gobierno de Pinochet y por haber votado por el NO”, recuerda un asesor de esa apuesta presidencial.

Durante la primera administración de Piñera, Larroulet fue nombrado Ministro Secretario General de la Presidencia (cartera que hoy dirige Felipe Ward y antes estuvo a cargo de Gonzalo Blumel) manteniéndose en el cargo hasta el final de ese mandato. En su segundo mandato, Sebastián Piñera decide ubicar a Larroulet en el “segundo piso” reemplazando a María Luisa Brahm (hoy Presidenta del Tribunal Constitucional). Públicas fueron las diferencias entre ambos por la supuesta influencia “liberal” que ejercía Brahm en Piñera.

Ya instalado, Larroulet conformó junto a Chadwick, en Interior, la dupla más influyente a Piñera. Mientras Andrés Chadwick se preocupaba del día a día, de la coordinación política, Cristián Larroulet se preocupaba de asegurar el legado presidencial, con una mirada siempre de largo plazo

La estrategia de contención a la mayor de las crisis que enfrenta hoy Piñera ha sido responsabilidad de Larroulet. Desde las primeras medidas presentadas en el marco de una “Agenda Social” hasta el cambio de gabinete, Larroulet siempre apostó a una desaceleración del malestar social que dio inicio a la revuelta popular chilena iniciada el 18 de octubre de 2019..

Luego que la encuesta Pulso Ciudadano le diera un 9% de aprobación a Piñera comenzaron a llegar por primera vez las críticas oficialistas al segundo piso. Personeros de la UDI, Evopoli y RN han responsabilizado a Larroulet por la incapacidad resolutiva del Gobierno.

Siempre en las sombras, Larroulet -un Chicago Boy de tomo y lomo- sigue en su cargo influyendo directamente con su ortodoxia liberal a la cabeza de la nación y llevando impunemente al país a un caos sin precedentes, cuestión que se agudiza luego de las medidas tomadas por el gobierno con motivo de la llegada de la pandemia a Chile.

 

Investigación             : NYC  (@nicolasyanez) https://twitter.com/nicolasyanez

Edición                       : Redacción Equipo EPI

Show More

Artículos Relacionados

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Back to top button
Close